La primavera de tus manosHas descubierto tus manos. Después de dos meses hibernando en sus puños, ha llegado la primavera de tus dedos y con ella, tu primera caricia.

Seguir leyendo “En marzo, caricias robadas”

Anuncios